El universo creciente de la blogosfera

11 05 2008

En los últimos años, los weblogs o bitácoras se han convertido en una pieza importante de la cultura de Internet. Millones de personas que están conectadas de algún modo con la red, tienen uno propio o, al menos, lee el de alguna otra persona.

Cada día, el número de weblogs aumenta de manera impresionante. De acuerdo con cifras recientes recopiladas por Technorati (el mayor buscador de weblogs de Internet), hasta abril de 2008 la cantidad de bitácoras en la red superaba los 200 millones. Los guarismos dicen, además, que a diario se crean unos 120 mil weblogs nuevos (1,4 por segundo) y, por lo tanto, la blogosfera tiende a duplicar su tamaño cada 6 meses.

Este crecimiento vertiginoso se debe a una variedad de factores. En principio, habría que decir que, a diferencia de lo que ocurre con una página web, producir un weblog resulta sumamente sencillo. Una persona que sepa leer, escribir y tenga conocimientos elementales de informática puede fundar y mantener una bitácora; tan solo requiere del aporte de un software simple, sin necesidad de dominar el lenguaje HTML (utilizado para la construcción de páginas web). De ahí en más, solo debe llenar un formulario en uno de los muchos sitios de Internet que ayudan a publicar y alojar weblogs, y listo.     

Sin embargo, al margen de cuestiones técnicas, uno de los valores más apreciados de esta herramienta digital es la libertad que le brinda al autor de publicar lo que crea pertinente y sobre el tema qué considera más interesante; utilizando su propio lenguaje, imponiendo sus propios criterios verbales, gráficos e ideológicos. Ese libre albedrío representa, justamente, el signo distintivo de este nuevo medio, pues la convierte en una herramienta altamente plural y democrática, que permite operarla con mayor autonomía que los medios tradicionales.

Otra particularidad a resaltar del weblog es su interactividad en tiempo real, que define, a su vez, lo que se conoce como cultura de la información instantánea*. Esa comunicación que se genera entre el autor y sus lectores o visitantes ocasionales abre espacios de participación masiva o selecta -según sea el alcance del tema-, y con diálogos que se sustentan en reacciones a partir de los argumentos propuestos en los posts del weblog. 

Desde no hace mucho, los weblogs han empezado a utilizarse como un instrumento para realizar marketing en Internet. Empresas de distinta envergadura -desde las gigantes que cotizan en las bolsas de valores más prestigiosas del mundo hasta las más pequeñas- utilizan estas bitácoras para intercambiar ideas con los lectores-usuarios sobre los atributos y usos de sus productos y/o servicios. Grandes corporaciones de alcance mundial como Nike, Coca Cola, Ford, General Electric, Adidas, además de bancos y financieras; cuentan hoy con uno o varios weblogs que son operados desde la misma empresa. La idea es mantener una conversación honesta y directa con la gente, para, así, estrechar lazos de confianza y ganar puntos en cuanto a transparencia y credibilidad.

AUTOSHOWSFORD Weblog de promoción y sondeo sobre los atributos
de los nuevos modelos de autos Ford.

Otros tipos de weblogs corporativos son utilizados para mejorar la comunicación al interior de una empresa, fomentar el acercamiento entre las distintas áreas y secciones, así como dar a conocer opiniones, plantear ideas o iniciativas de parte de los colaboradores o empleados sobre algún aspecto en el manejo de la empresa. 

BLOGSFERABBVA. Espacio donde los colaboradores del banco comparten conocimientos, generan alianzas internas, entre otras opciones.

Los expertos aseguran que el valor y el poder de los weblogs se asientan en la naturalidad con la que se expresan cada uno de sus autores. Afirman que los posts funcionan como caja de resonancia que crea opinión, información y puntos de vista diferentes, los cuales funcionan como contrapeso de los poderes tradicionales.

Por el momento, nadie se atreve a predecir cuál será el límite que alcanzará la blogosfera. Lo cierto es que los cambios que se evidencian en la actualidad nos hacen pensar en un mundo más rápido e interconectado. Se espera, solamente, que esa inmediatez y cercanía digital genere mejores opciones de trabajo y producción en beneficio de la humanidad. De nosotros depende.

Referencias:
*IGARZA, R. (2008). “El modelo de comunicación de los nuevos medios” en Nuevos medios: Estrategias de Convergencia, Buenos Aires: La Crujía Ediciones, p, 165.

 

Anuncios

Acciones

Information

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s




A %d blogueros les gusta esto: